Lectura veloz y Lectura fotográfica

La lectura es el camino que conduce al conocimiento y a la libertad y, a todos los beneficios que de ellos se derivan.

Lectura veloz

La lectura veloz debe convertirse en un hábito automático, de modo que la mente quede libre para centrarse en la comprensión; por lo cual, la lectura veloz tiene como objetivo familiarizarse con las palabras para reconocerlas de forma instantánea y, de esta forma, incrementar la capacidad procesadora del cerebro.

¿Por qué es tan importante la lectura veloz?

Los conocimientos se multiplican en progresión geométrica y la información se desplaza a velocidad casi infinita. La lectura veloz induce al hemisferio derecho a funcionar en Alfa. Al funcionar en Alfa, desaparecen los obstáculos (temores, angustias y preocupaciones) y surge el interés, la concentración y la capacidad de procesar gran cantidad de información a alta velocidad.
Es fundamental que las personas, especialmente los niños y los jóvenes aprendan a leer de forma fluida, pues, la lectura veloz condiciona para siempre la dinámica de la mente y facilita el aprendizaje.

El código utilizado por el cerebro es verbal y está demostrado que, a medida que las personas incrementan la velocidad en la lectura, su cerebro se concentra más, procesa mayor cantidad de información por segundo y va directamente a lo esencial del tema. Como lo esencial tiene mucho significado resulta fácil comprenderlo, recordarlo y expresarlo.

Las grandes empresas compiten por tecnología de avanzada porque el conocimiento significa riqueza y poder. Estos hechos revelan que la competencia tiende a centrarse en el campo del pensamiento y que ya no es suficiente con estudiar y sacar un título.Vivimos en un mundo globalizado y cambiante que exige actualizarse constantemente, lo cual sólo es posible si manejamos las técnicas de la lectura veloz.

Lectura fotográfica

La lectura fotográfica no exige ni siquiera "leer" en forma consciente. Se trata de observar las palabras en conjunto y dejar que entren en el cerebro a nivel subconsciente. El cerebro se encarga de procesar la información al instante y grabarla a nivel subconsciente.

El cerebro produce más de 4000 millones de impulsos por segundo (la computadora más sofisticada apenas produce 80 millones por segundo) La velocidad de procesamiento de información del sistema nervioso subconsciente supera lo imaginable; es de uno a diez millones de bits (unidades de información) por segundo, lo cual equivale a procesar un libro de 300 páginas por segundo. Este poder gigantesco está ahí, en tu cerebro esperando que crees las condiciones apropiadas para entrar en acción.